LO ULTIMO

 

jueves, 24 de septiembre de 2015

Papa Francisco ofrece discurso ante Congreso de EE.UU.

El papa Francisco se convirtió en el primer pontífice que habla ante una sesión conjunta de las cámaras del Congreso. El papa Francisco pidió hoy en el Congreso de Estados Unidos "no dar nunca la espalda a los vecinos", en alusión a los millones de inmigrantes cuyos derechos -dijo- "no siempre fueron respetados". 

"Les hablo como hijo de inmigrantes", recordó el pontífice, quien aludió a los extranjeros que en tiempos pasados, "bastantes convulsos y sangrientos", llegaron a lo que hoy es Estados Unidos, pero afirmó: "Es difícil enjuiciar el pasado con los criterios del presente".

 "Cuando el extranjero nos interpela, no podemos cometer los pecados y los errores del pasado. Debemos elegir la posibilidad de vivir ahora en el mundo más noble y justo posible", agregó. Y eso se debe hacer "mientras formamos las nuevas generaciones, con una educación que no puede dar nunca la espalda a los vecinos, a todo lo que nos rodea". 

"Construir una nación nos lleva a pensarnos siempre en relación con otros, saliendo de la lógica de enemigo para pasar a la lógica de la recíproca subsidiaridad, dando lo mejor de nosotros. Confío que lo haremos", dijo el papa en su defensa de la acogida a los inmigrantes. 

"Nosotros, pertenecientes a este continente, no nos asustamos de los extranjeros, porque muchos de nosotros hace tiempo fuimos extranjeros", recordó el Papa argentino al aludir al pasado común que comparte con muchos de los congresistas ante los que pronunció su discurso.

 "Nuestro mundo está afrontando una crisis de refugiados sin precedentes desde los tiempos de la II Guerra Mundial. Lo que representa grandes desafíos y decisiones difíciles de tomar", alertó Jorge Mario Bergoglio. "A lo que se suma, en este continente -dijo Bergoglio- las miles de personas que se ven obligadas a viajar hacia el norte en búsqueda de una vida mejor para sí y para sus seres queridos, en un anhelo de vida con mayores oportunidades".

"Quisiera pensar que la razón por que estoy aquí es que soy hijo de este gran continente del cual hemos recibido tanto, y del cual compartimos responsabilidades", "Me gustaría dialogar con hombres y mujeres que se esfuerzan por hacer un trabajo honesto, agregó el Papa.

"Su propia responsabilidad como miembros del Congreso, es que este país mediante su actividad legislativa crezca esta nación".

"Mi visita en que hombres y mujeres están marcando las complejidades de la historia, estado hombres y mujeres con todo y sus limitaciones pudieron trabajar con sacrificios, algunos incluso, pagando con su vida, para forjar un mejor futuro".

"Un pueblo como este, con espíritu puede soportar muchas crisis, tensiones y conflictos, buscar siempre soluciones para avanzar y hacerlo con dignidad, estos hombres y mujeres ofrecen una manera de ver e interpretar la realidad, al rendir honor a su memoria estamos inspirados, incluso en medio de conflictos y en el tejer de cada día, generar nuestras reservas culturales".

"Quisiera hablar de cuatro estadounidenses: Abraham Lincoln, Martin Luther King, Dorothy Day y Thomas Merton".

El Papa señaló "nuestro mundo es un lugar de violencia, odio y atrocidades brutales que incluso se cometen en nombre de Dios".

"El papa Francisco dijo que un "delicado equilibrio" debe regir la lucha contra el extremismo religiosos para garantizar que al mismo tiempo no se pisoteen las libertades fundamentales.

Dijo en su discurso al Congreso que "ninguna religión es inmune de formas de engaño individual o extremismo ideológico".

Al hablar de migración manifestó ante el Congreso que Estados Unidos debería rechazar la hostilidad hacia los inmigrantes y tratarlos de manera humana.

Se describió a sí mismo como "hijo de inmigrantes" de Italia que se asentaron en Argentina el siglo pasado.

Durante su discurso manifestó que "tratemos a los demás con la misma pasión y compasión con la que queremos ser tratados y con esta convicción me lleva a abogar por la abolición global de la pena de muerte".

Referente al cambio climático refirió "necesitamos un esfuerzo valioso y responsable para enfrentar los efectos más graves de deterioro ambiental".

"Es mi deseo que Dios bendiga a los Estados Unidos", con esas palabras el Papa concluyó su discurso ante del Congreso.

A la sesión del Congreso asistieron jueces de la Corte Suprema, secretarios del gabinete y otros invitados.

A su llegada al Capitolio, el Papa fue recibido por el presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner.

Mientras el Papa ofrece su discurso, decenas de miles de espectadores lo escuchan desde el jardín oeste del Capitolio y muchos más lo hacen por televisión alrededor del mundo.

Tras concluir su discurso, el Papa fue acompañado a la Sala de las Estatuas y después a la Sala de la Cúpula, donde ofreció como regalo a la Biblioteca del Congreso una edición preciosa y antigua de la Biblia.

Posteriormente, Bergoglio y Boehner se asomaron a un balcón para saludar y bendecir a la multitud reunida en el área monumental del National Mall. De allí el líder católico se despedirá y será trasladado a la Iglesia de San Patricio.

Informate con " "

Radio La Voz del Norte. Todas las noticias en Radio y TV en directo. Siga la actualidad informativa en RVN, en www.radiolavozdelnorte.com

Publicar un comentario

 
Copyright © 2017 RVN
Estelí-Nicaragua RVN © RADIO LA VOZ DEL NORTE . | RVN