LO ULTIMO

 

viernes, 30 de octubre de 2015

Cuatro adolescentes se entregan a la policía para responder por la muerte de joven muerto a pedradas.




Los hechos ocurrieron al medio día, de la semana pasada en las cercanías del instituto Guillermo Cano cuando la víctima se dirigía a almorzar a casa de su madre.

Los cuatro adolescentes de nombres Erick José Blandón Molina de 16 años, Edwin Manuel Romero Mejía de 15 años, Marlon Eliud López Escorcia y Carlos David Aguirre Úbeda ambos de 15 años todos originarios de Estelí a quienes sus padres y abuelos los entregaron a la Policía Nacional después que les confesaran haber atacado a pedradas a Javier Dávila González de 19 años el que producto de la agresión murió horas después en el hospital Lenin Fonseca de Managua.

Dos de los adolescentes por el temor de ser capturados huyeron a Honduras pero decidieron regresar para enfrentarse a la justicia y pagar así por su delito calificado provisionalmente como homicidio.

A los adolescentes los acompañó también el Pastor Carlos Emilio López Álvares y representantes de los derechos humanos quienes los entregaron al jefe de Auxilio Judicial, comisionado René Ortiz.

El líder evangélico dijo que la abuelita de uno de los supuestos autores es miembro de su iglesia y por ello brindó acompañamiento para que entregara a su nieto y asuma la verdad, la responsabilidad y a la justicia.

Los cuatro adolescentes supuestamente implicados en el crimen fueron entregados a la Policía Nacional por sus padres, abuelos, un lider evangélico y Roberto Petray en representación de la ANPDH quien dijo que estos muchachos estaban circulados y por ello decidieron entregarse para responder a la justicia y sean procesados conforme a lo que establece el Código de la Niñez y la Adolescencia.

El licenciado Roberto Petray dijo que el acta de entrega la firmaron el Pastor evangélico Carlos Emilio López Álvarez, Eufemia Blandón Martínez (abuela), Edwin Romero Benavides, (padre) y Janeth del Carmen Mejía Sánchez también madre de uno de los adolescentes.

Agregó que a nivel nacional se han entregado a las autoridades más de 30 adolescentes que se han visto implicados en diferentes delitos.
Edwin Romero Benavides dijo que como cristiano y padre de familia decidió entregar a su hijo para que responda por la muerte del joven Javier Dávila González y porque siente el dolor que sufre su familia.

Agregó que como ser humano siente el dolor que sufre la familia del fallecido pero también le duele que su hijo de 15 años vaya a la cárcel para que al igual que los otros paguen por el delito que cometieron a mediado de la semana pasada.

Así mismo manifestó que aunque el tenga otra familia brindará apoyo a su hijo durante el proceso judicial en su contra.

 
Con mucho dolor y tristeza, pero asumiendo la responsabilidad, la señora Eufemia Blandón Martínez, firmó el acta de entrega de su nieto de 15 años a la Policía Nacional para que responda por la muerte de Javier Dávila González a quien se rinde a la muerte al ser atacado a pedradas por este joven y otros tres adoelescentes más.

Informate con " "

Radio La Voz del Norte. Todas las noticias en Radio y TV en directo. Siga la actualidad informativa en RVN, en www.radiolavozdelnorte.com

Publicar un comentario

 
Copyright © 2017 RVN
Estelí-Nicaragua RVN © RADIO LA VOZ DEL NORTE . | RVN